30.1.09

Onetti visto por Vargas Llosa




"…[era] una persona particularmente desvalida para eso que, con metáfora feroz, se llama `la lucha por la vida`. La inteligencia de que estaba dotado, en vez de endurecerlo, lo debilitaba para aquella competencia en la que gana no sólo el más fuerte, sino el más entrador, vivo, pillo, simulador y simpático. Inteligencia, sensibilidad, timidez, propensión al ensimismamiento y una incapacidad visceral para jugar el juego que conduce al éxito -las despreciables `concesiones` a las que fulmina en sus historias-, lo fueron marginando desde muy joven… El fracaso le garantizaba, al menos, cierta disponibilidad -tiempo- para sumergirse en la literatura, quehacer en el que sus limitaciones de la vida real desaparecían y sus virtudes, que en la vida real eran más bien un lastre, le servían para fantasear una existencia infinitamente más rica, bella y sensible que la de su rutina cotidiana".

EL VIAJE A LA FICCIÓN. EL MUNDO DE JUAN CARLOS ONETTI, de Mario Vargas Llosa, Alfaguara, Madrid, 2008. Distribuye Santillana. 248 págs.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Se produjo un error en este gadget.